¿Cómo reducir gastos cuando tenemos hijos?

Guía rápida para Padres ahorradores.

Tener un hijo es una de las experiencias más gratificantes que existen en este mundo, pero también resulta un gran gasto para el núcleo familiar. El nacimiento de un bebé supone aumentar en más de 6.000 € nuestro gasto anual , lo que puede suponer un problema para muchas parejas. De todos modos, existen medidas que podemos tomar para reducir esta cifra lo máximo posible ¿Eres papá o mamá y no quieres que te tiemble el bolsillo? Pues presta atención a esta pequeña guía que hemos preparado para ti:

Guía rápida para padres ahorradores

Ten las cuentas claras:

 

foto2

Antes de que nazca nuestro hijo debemos hacer el siguiente ejercicio: Calcula la cantidad de dinero que entra en tu casa todos los meses y réstale los gastos fijos imprescindibles (Alquiler o hipoteca, facturas, gasto en comida..) de este modo serás consciente de cuánto puedes llegar a gastar mensualmente. Nuestro consejo es que siempre dejes un margen para emergencias, la vida da muchas vueltas ;)Una vez tengas claro este punto, llega el momento de dar el segundo paso: elaborar una lista de los gastos que vendrán cuando el niño nazca para poder contar con ellos y que estos no nos pillen desprevenidos.

 

Huye del gasto que supone la leche:

 

foto3

 

La leche es uno de los gastos principales durante el primer año de vida de nuestro bebé. Sabemos que no siempre existe esa posibilidad pero nuestro consejo es que si puedes, amamantes a tu bebé. Si tienes ocasión no lo dudes, es lo más natural y además ¡te ahorrará un montón de dinero! Es una pasada lo rápido que consumen leche lo niños y si nuestro cuerpo nos ayuda a suplir esa necesidad ¿Por qué no aprovecharla?

Pañales de tela, una opción económica:

 

foto4

 

Los pañales deben ser el número 2 de tu lista de gastos, sin duda. Por ese motivo los pañales de tela son una muy buena opción para ahorrar. Aunque, no lo vamos a negar,  es mucho más cómodo utilizar pañales desechables pero lo de tela son lavables y además de suponer un gran ahorro para nuestros bolsillos son más respetuosos con el medio ambiente.

Compra artículos que evolucionen con el crecimiento de tu bebé:

 

foto5

 

Tomar la decisión de comprar un carrito que podamos utilizar más tarde como silla de paseo o una bañera que haga las veces de cambiador para nuestro bebé nos ayudarán a ahorrar.  Los cachivaches siempre nos hacen perder la cabeza, pensamos que necesitamos más de los que realmente vamos a usar así que lo mejor es que hables con algún amigo o amiga que haya sido padre para que te cuente su experiencia y seas consciente de lo que realmente necesitas.

No tengas reparo en acudir a la segunda mano:

 

foto6

 

Como te decía, el fervor que despierta el primer bebé, muchas veces nos impulsa a comprar como locos, o a que nos regalen de todo. No rechaces los regalos de tus amigos y familiares  y no tengas  reparos en aceptar, cunas, carritos o cualquier cosa que te regalen. Ellos no lo van a usar más y tú lo necesitas así que ¿Qué problema hay?

Con la ropa pasa lo mismo, muchas  prendas de segunda mano,  están sin estrenar o como nuevas así que se convierten en una oportunidad excepcional para llenar el armario de nuestro bebé con ropa de alta calidad de forma  gratuita (si te la  regala  un conocido) o a un precio súper bajo. En CreceCrece puedes encontrar prendas rebajadas hasta un 80% de su precio de compra, así que ya sabes ¡Entra en nuestra web y compra lo que necesites!

newsletter

Gracias por subscribirte!